I made this widget at MyFlashFetish.com.

miércoles, 29 de febrero de 2012

VALOR DEL SILENCIO

"JESUS YO CONFIO EN TI"

Fragmento del Diario de Santa Faustina Kowalska,
"La Divina Misericordia en mi alma", con comentario

Valor del silencio. 
552 Además de los votos veo una regla importantísima; aunque todas son importantes, ésta la pongo en el primer lugar y es el silencio. De verdad, si esta regla fuera observada rigurosamente, yo estaría tranquila por las demás. Las mujeres tienen una gran inclinación a hablar. De verdad, el Espíritu Santo no habla a un alma distraída y charlatana, sino que, por medio de sus silenciosas inspiraciones, habla a un alma recogida, a un alma silenciosa. Si se observara rigurosamente el silencio, no habría murmuraciones, amarguras, maledicencias, chismes, no sería tan maltratado el amor (23) del prójimo, en una palabra, muchas faltas se evitarían. Los labios callados son el oro puro y dan testimonio de la santidad interior. 
Comentario: 
¡Qué hermosas palabras sobre el silencio!
Porque hay que saber que Dios comunica sus luces en el silencio y no en el ruido. Esto lo sabe Satanás, que en el mundo hace mucho barullo para distraer a las almas y que éstas no escuchen el llamado de Dios y sus inspiraciones.
Si los hombres hicieran un poco de silencio, no sólo exteriormente, sino también en sus almas, acallando la imaginación y el divagar de la mente, entonces el mundo cambiaría en poco tiempo, porque la humanidad anda sin norte porque no se detiene a pensar y a meditar un poco en silencio.
Al menos nosotros, católicos convencidos, tratemos de conservar el silencio y hablar sólo lo que sea edificante para el prójimo y para gloria de Dios.
Jamás debemos criticar ni murmurar, y menos herir con palabras a nuestros hermanos, sean quienes sean, incluso enemigos.
A unos nos costará más guardar silencio, especialmente a las mujeres, que necesitan comunicarse y hablar mucho. Pero vale la pena el esfuerzo, tomando el ejemplo de María Santísima, que también era mujer, pero que supo guardar celosamente el silencio.
Es que nos conviene a nosotros mismos porque Dios habla y comunica sus luces en el silencio. Por este motivo es también que faltan vocaciones al sacerdocio y a la vida consagrada, porque el ruido del mundo moderno impide a los jóvenes escuchar la voz del Señor que los llama.

sábado, 25 de febrero de 2012

"JESUS YO CONFIO EN TI"
Lucha inicial. 

“Tiene que suplicar el alma recién convertida, porque de lo contrario caería nuevamente.”
(Diario #146 – Santa Faustina Kowalska) 
Comentario: 
Los primeros tiempos de la conversión son los más duros, porque el espíritu del mal no quiere perder su presa y pone en juego toda su maldad para hacernos caer nuevamente en sus redes. Por eso tenemos que perseverar en la oración, a través de la cual nos vienen todos los auxilios de Dios.
Ya lo dice el Apóstol, que resistamos al diablo firmes en la fe, y huirá de nosotros. O sea que si somos constantes en rechazar las tentaciones y sugestiones diabólicas, y por medio de la oración apagamos los dardos encendidos que nos lanza el Maligno, saldremos victoriosos y luego de una corta lucha, pasaremos a tiempos de bonanza, tranquilidad y paz.
Pero siempre tenemos que rezar, porque de lo contrario volveríamos atrás y a la esclavitud del pecado.
Nuestra vida espiritual debe ser un constante crecer hacia la cima, e incluso las caídas nos deben servir en esta subida, orando y levantándonos cada vez que caemos, por medio de una sincera confesión con el sacerdote, y empuñando el arma infalible de la oración confiada, a Dios y a la Santísima Virgen.

viernes, 24 de febrero de 2012

miércoles, 15 de febrero de 2012

Quince minutos con Jesús Misericordioso

"JESUS YO CONFIO EN TI"


Quince minutos con Jesús Misericordioso

Un lugar. 
Jesús Misericordiosísimo, estoy contento porque sé que me tienes preparado un lugar en el Cielo, donde seré para siempre feliz a tu lado, y ninguna fuerza me podrá quitar de Ti, porque Tú eres más poderoso que todos y nadie pueda arrebatar nada de tus benditas manos.
Ayúdame a pensar en ese bendito lugar que me tienes preparado, especialmente en los momentos de tristeza y prueba de esta vida, para que no baje los brazos y siga luchando con la mirada puesta en aquel sitio de delicias.
Pero también te ruego que ya desde esta tierra comience a gustar las dulzuras del Paraíso que me tienes prometido, puesto que sé que muchos santos han comenzado a vivir su Cielo en la tierra. Entonces yo también te pido con insistencia que me des un adelanto de esa felicidad inefable que me espera en el más allá, para poder vivir con esperanza y confianza este tiempo presente, que es de prueba y merecimiento.
Y así como yo tengo ese lugar elegido en el Paraíso, así también quiero que prepares uno semejante para cada miembro de mi familia, porque los quiero a todos conmigo, junto a Ti, para siempre felices y unidos a tu amor.
¡Gracias Jesús, porque sé que me escuchas y que Tú eres el más interesado en que todo esto se haga realidad y que cada uno de los míos ocupe su lugar junto a Ti!

martes, 14 de febrero de 2012

Vestir al desnudo.

"JESUS YO CONFIO EN TI"
Vestir al desnudo. 
Siempre hay en nuestro ropero o placard, alguna ropa que ya no usamos y que está en buenas condiciones, y que podemos obsequiársela a un pobre que no tiene vestido. Entonces el cuerpo de ese pobre, la carne de aquel cuerpo hablará a Dios de nosotros, de nuestra caridad, y Dios nos colmará de bendiciones de todo tipo.
Si supiéramos todo lo que recibimos al practicar la misericordia con los hermanos, no dejaríamos pasar ni un solo momento en que no realicemos alguna de las catorce obras de misericordia.
Dios fue el primero que realizó esta obra de vestir al desnudo, pues lo hizo cuando vistió con túnicas a Adán y Eva, después de que cometieron el pecado. Imitemos entonces a Dios, y vistamos a los pobres hombres que están desnudos, con harapos.
Y ojalá seamos lo suficientemente valientes y desprendidos como para dar algo que usamos y que nos gusta, e incluso que es nuestra prenda preferida para salir de paseo o simplemente vestirnos en alguna ocasión especial. Porque aunque a veces parezca como que nos arrancamos un pedazo de carne al dar esa ropa, la obra ante Dios es de un valor casi infinito, y de paso practicamos la santa pobreza y el desprendimiento, que es necesario tener para no estar apegados a esta tierra y a las cosas materiales.
Demos con caridad nuestra ropa, antes de que los ladrones nos las roben y nos quedemos desnudos y sin el mérito de haber practicado la misericordia.
Jesús, en Vos confío.
"JESUS YO CONFIO EN TI"


 Exijo de ti obras de misericordia que deben surgir del amor hacia Mí­¡­. Debes mostrar misericordia siempre y en todas partes. No puedes dejar de hacerlo, ni excusarte, ni justificarte. (Diario, 742)


sábado, 11 de febrero de 2012

Canal de misericordia.

"JESUS YO CONFIO EN TI"
Canal de misericordia.





Uno de los principales canales por donde fluye la Misericordia de Dios hacia los hombres, es la oración.


Efectivamente Dios ha dejado una conexión directa con Él, para transmitirnos su Misericordia infinita. Está en nosotros saber aprovechar este canal, y rezar todos los días para obtener las gracias de Dios y sus consuelos.


Con la oración lo podemos obtener todo, ya que Dios ha dado tan gran poder a la oración, que Él se rinde a un alma que sabe orar insistentemente y con fe y humildad.


Si el mundo necesita un milagro de la Misericordia de Dios, debemos pedirlo con nuestra oración confiada puesto que el Señor no desoirá el clamor de muchas almas que se unan en la tierra para pedir ese milagro.


No desperdiciemos nuestro tiempo en tonterías o en pasatiempos inútiles, sino llenemos nuestros días de oración, en especial el Santo Rosario y la Coronilla de la Misericordia, porque con la oración abrimos el Corazón de Dios y hacemos que lluevan sobre el mundo y sobre todos nuestros seres queridos, las gracias y favores celestiales, que Dios tiene preparados desde siempre, pero que sólo concede a quienes se los piden por medio de la oración.

VISITANTES DE....